viernes, 22 de febrero de 2013

La antigua Angostura (I)




Ciudad Bolívar, llamada Angostura durante centuria y media por estar situada en la parte más angosta del Orinoco,  es la antigua Santo Tomás o Santo Tomé de la Guayana, primigenia ciudad capital fundada tras la toma oficial de la Provincia de Guayana por don Antonio de Berrío y la cual tuvo vida  errante de un lugar a otro del río, impelida por el acoso frecuente de expediciones extranjeras que competían con España por la conquista de América.
La ciudad primigenia ubicada en el sitio donde todavía se conservan las fortalezas El Padrastro y San Francisco, más abajo de las bocas del Caroní pero en territorio deltano, fue fundada el 21 de diciembre de 1595 y terminada de trasladar a la angostura del Orinoco el 22 de mayo de 1764. 
La obra fundacional de la nueva ciudad capital la diseñó el cosmógrafo José Monroy sobre una colina pizarrosa cuya altura está a 54 metros sobre el nivel del mar y que sus primeros pobladores identificaban como “Cerro el Vigía” porque desde su altura atalayaban el horizonte para descubrir cualquier navegación extraña.
De entonces son las primeras calles: La Muralla (Orinoco); Principal (Venezuela), de la Iglesia (Bolívar), la del Gobierno (Constitución), Paciencia (Igualdad), Calle Nueva (Libertad), la de El Espejo (Boyacá) y San Cristóbal (Carabobo). Las demás corresponden al período de la República.  La ciudad fundacional estuvo circunscrita a lo que llamamos hoy Casco Histórico, hasta los años de 1930 cuando comenzó a extender su urbanismo tomando a los tradicionales Morichales como zona de ensanche.
La morfología de la estructura original de la ciudad comprende tres áreas bien diferenciadas: la plana desarrollada en retícula sobre las calles Venezuela y Orinoco.  Esta última con edificaciones de galerías, arquitectura porticada a dos niveles, y evidente influencia antillana; el área residencial consolidada sobre el “Cerro El Vigía”, con edificaciones de azotea y fuerte influencia española y, finalmente, El Zanjón que es un área natural de más de 5 hectáreas, con formaciones rocosas espectaculares entremezcladas con árboles autóctonos de gran tamaño.
            La tipología colonial en lo que es el casco urbano está escasamente representada, incluso en inmuebles que datan de la Colonia, pues éstos han sufrido adaptaciones o modificaciones que junto a las edificaciones de influencia antillana y europea, especialmente la neoclásica experimentada durante el guzmancismo, han venido a conformar un estilo propio denominado por algunos urbanistas como “angostureño”.
La Batalla de San Félix y la Toma de Angostura en 1817 por los patriotas, afianzaron la tercera y última fase del proceso republicano. Angostura llegó a ser triple Capital: de Guayana, Venezuela y Colombia.  Aquí residieron los Poderes y el segundo Congreso de Venezuela o Congreso de Angostura que dictó la primera Constitución centralista y un cuerpo de leyes que legitimaron la lucha por la Independencia y dieron fisonomía propia a la nación ante el mundo.
            Aquí en este peñón angostureño se editó el Correo del Orinoco, primer periódico libre de Venezuela que circuló desde el 27 de junio de 1819 hasta el 23 de marzo de 1822, se fusiló al héroe de la Batalla de San Félix y por ella entraron, en vez de los otrora piratas como Walter Raleigh, los legionarios británicos e irlandeses a luchar al lado del Libertador por la Independencia de Venezuela y Colombia.
            Estos valores, el histórico, arquitectónico, morfológico y tipológico determinaron o fundamentaron la concepción oficial de la ciudad como Monumento Histórico Nacional que hoy luce ofendido y menosppreciado.                                                                         



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada